Make your own free website on Tripod.com
Página Principal de la clínica Haga clic aquí para conocer nuestras especialidades Haga clic aquí para ver nuestros  teléfonos y correos electrónicos Estamos ubicados en Escazú y Cartago Cursos teoríco y  práctico de ortodocia Haga clic aquí para ver los artículos publicados de su interés

SINDROME DEL RESPIRADOR BUCAL (SRB)

El aire que entra directamente por la boca, no recibe tratamiento de limpieza, calentamiento ni humidificación antes de pasar a las vías aéreas inferiores, causa un efecto secante que afecta la higiene bucal y aumenta las posibilidades de infecciones.

La calidad y cantidad del intercambio de gases a nivel alveolar disminuye. Hay descenso de la reserva alcalina, insuficiente aporte de oxígeno, cambios de hiperreactividad inmunológica y desequilibrios ácido-básicos, que ejercen inmediata influencia sobre el metabolismo general y el sistema nervioso central. Las adenoides y amígdalas se hipertrofian en función defensiva y pueden alcanzar un volumen que acentúa las dificultades respiratorias y provoca trastornos de fonación y de deglución, se afecta la fisiología de los senos paranasales y aparece la voz hiponasal. Se anula la función olfatoria de la porción superior de la cavidad nasal, lo cual dificulta la degustación de los alimentos y en general de todo el proceso digestivo.

SIGNOS Y SÍNTOMAS

Posturas corporales atípicas

  • Aumento de las infecciones del aparato respiratorio.
  • Hipertrofia adenoidea.
  • Cara larga y estrecha.
  • Estrechamiento de la arcada superior, paladar y narinas.
  • Labio superior hipotónico, corto y alto.
  • Encías hipertróficas.
  • Lengua en posición atípica, sin ejercer su función modeladora y con tonicidad alterada.
  • Olfato alterado y frecuente disminución del apetito y de la función gustativa.
  • Hiperplasia de los tejidos linfoides alrededor de la Trompa de Eustaquio.
  • Mala oxigenación cerebral que ocasiona dificultades de atención y concentración, con los consiguientes problemas de
    aprendizaje.

También se pueden añadir otros signos comunes:

  • Ojos rojos.
  • Palidez y ojeras debido a la pobre circulación.
  • Nariz hacia arriba (saludo alérgico).
  • Labios agrietados.
  • Postura del cuello hacia adelante y cabeza inclinada hacia atrás.
  • Habla imprecisa con exceso de salivación.
  • Frecuentes disfonías.
  • Deglución atípica y masticación ineficaz.
  • Frecuentes Clases II, mordida cruzada posterior o abierta anterior.
  • Protrusión de los incisivos superiores.
  • Hipodesarrollo de la mandíbula.
  • Rotación de la mandíbula hacia abajo y hacia atrás.
  • Tercio inferior de la cara aumentado
  • Hipotonía muscular local o general.
  • Disminución de las dimensiones torácicas.
  • Babeo y ronquidos nocturnos.